Niños pobres y pobres niños

Escrit el 10/12/2016 a les 13:11 § 1 comentari

a

Y son fiestas de nuevo y de nuevo vuelvo a tener momentos puntuales de angustia por NO poder comprar cosas que NO necesito. Curioso.

Por más que me lo trabajo todavía hay instantes de aturdimiento que no controlo. Instantes en que caigo en la trampa mental de buscar regalos inútiles. ¿Porque? No lo sé.
Busco regalos inútiles a buen precio. A la tuntún y de forma inconsciente hasta que me detiene la razón! Menos mal!

Regalos llamativos que envueltos hacen tan buena pinta, de los que se dan en Navidad y que por San Esteban ya son basura. De los que no devolvemos a la tienda porque “por lo que vale, no vale la pena”. Parece mentira, cuantas absurdas contradicciones.

¿La excusa de mi yo compulsivo? Una rara y inmerecida compasión que me inspiran los niños. No todos, eh? Los míos; los niños. ¿Y entonces? Es por los niños.
Y eso que de regalos útiles para ellos tengo una buena lista pero pasa que !ay! Los regalos útiles no son festivos. O me lo parece. O nos lo parece. A mí y a la abuela cuando dice: – ¿Solamente unos calcetines?! Pobrecito!

¡Ay si! cuantos “pobrecitos” aquí y allá. Este tipo de ficticia pobreza abunda. De personas que sufrimos la crisis un montón, pero de “pobrecitos niños” de los que “no sé que les puedo comprar” mucho más.
Nosotros con nuestras tonterías los hundimos en la miseria. Ellos con un botón y un cordel les bastan. !Si son ricos de naturaleza! Qué obsesión por empobrecerlos.

Afortunadamente este año, entre los adultos, no hay “regalos valorados” y cuanto más nos acostumbramos al “no podemos” más crece la creatividad y con ella los otros detalles, los que no tienen precio! Qué alegría!

En mi familia erradicar los presentes inútiles entre los mayores se impuso hace 4 años y ahora ya lo damos por hecho! Bienvenida liberación! Parecía que sería triste una Navidad sin regalos. ! Triste! Ahora veo que era más triste antes. ¿Cómo llegamos a ese exceso?
Supongo que del mismo modo sigiloso y amable con que se ha auto-invitado el Sr. Papá Noel y los fantasmas de Todos los Santos. En una extraña y acumulativa globalización.

En fin, que son fiestas gloriosas y que a pesar de mis secuelas consumistas de antaño, algo me dice que el esfuerzo de contención me hace bien. Nos hace bien. Nos acerca al sentido auténtico de todo.

Disfrutemos de ello. Disfrutad.
Felices Pascuas a todos.

 

*P.d : Artículo publicado en SOMANOIA 22/12/12. Lo recupero para no olvidarme :-)

 

 

Etiquetes , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>